Se expande el movimiento juvenil español

Erick Maya

erick@impetumexico.org

Las manifestaciones pacíficas de jóvenes que iniciaron el pasado 15 de mayo en la Plaza del Sol en Madrid, España, han tomado un impulso impresionante durante esta semana, expandiendo el movimiento 15-M no sólo a otras ciudades españolas, sino a otras urbes del mundo. Las redes sociales como Facebook y Twitter han servido para la organización de dichas protestas.

Estos días se han presentado miles de jóvenes frente a las embajadas y consulados españoles en varios países como Alemania, Francia, México, Brasil, Estados Unidos, Argentina, Perú, Portugal, Dinamarca, Suecia, Noruega, Finlandia e Islandia. Muchos de ellos son de ascendencia o nacionalidad española, pero otros tantos son extranjeros que han querido solidarizarse con el movimiento. El movimiento también se ha dejado sentir en otras 300 ciudades de España como Barcelona, Sevilla, Bilbao y Valencia.

Las principales quejas que se dejan escuchar en las manifestaciones españolas son el alto índice de desempleo juvenil del 45% que se sufre en este país “desarrollado”, y 21% de la población en general (el más alto de la Unión Europea), la falta de credibilidad de los partidos políticos, la crisis económica, etcétera. Los jóvenes exigen un cambio al modelo económico y social, y un gobierno que tenga como prioridad atender las demandas del pueblo y no de los grandes bancos, multimillonarios e instituciones privadas.

El día de ayer la concentración de personas en la Plaza del Sol continúo incrementándose y llegó a las 24 mil, en la llamada “Jornada de Reflexión”. Los principales líderes del movimiento de los “indignados”, como se han autodenominado, hicieron hincapié en permanecer manifestándose de manera pacífica para no dar pretextos al gobierno español de desacreditar las protestas.

Precisamente el gobierno español informó en días recientes que se ha limitado en reprimir las manifestaciones para no provocar violencia, sin embargo, hicieron un llamado para el cese de estos actos con motivo de las elecciones municipales de este domingo 22, por lo que consideraron como “ilegales” las protestas en estos días.

Según palabras de los líderes del movimiento 15-M, los jóvenes españoles no se retirarán de la Plaza del Sol y planean continuar allí por tiempo indefinido hasta que se hago caso a sus demandas. Se tiene previsto que a partir del sábado 28 de mayo se comenzaran a planear acciones concretas tras los acuerdos de las asambleas populares. Algunas de las opciones son la elaboración de un pliego petitorio con las principales demandas dirigidas al gobierno español, así como convocar a una gran manifestación el próximo 15 de junio.